Pixabay.com
Pixabay.com

Se trata del relato de un joven, que afirma que un niño, se ha casado con su propia abuela…. ¡Si, con su abuela! Con varios años de diferencia, y con el lazo de familiaridad que los une, hace casi difícil de creer tal acotación, siendo un video reproducido en varias oportunidades precisamente, por eso mismo.

Sanele Masilela y Helen Shabangu, es el nombre de los ahora esposos, el primero de 8 años y su abuela de 61 años, provenientes de Sudáfrica ambos. La ceremonia, no tuvo nada que envidiarle a una boda común y corriente, en donde los invitados fueron aproximadamente 100 personas, incluyendo los familiares que ambos tenían en común… ¡Claro!

Estoy casada y tengo cinco hijos, pero sé que es el deseo de los padres, y ahora todo el mundo debe ser muy feliz. Esto es sólo un ritual, una especie de broma, pero es una señal de que él se va a casar algún un día y será muy feliz.” Expone la abuela, quien hace alusión a que se trata de más bien una unión de familiaridad con su nieto.

Cabe destacar, a que la pareja no firmo ningún acuerdo, ni documento que expusiera su casamiento, y que mucho menos viven como esposos, sencillamente fue una especie de acuerdo familiar… ¡Nada común por cierto! Que causo bastante revuelo en todo el mundo, y donde se han viso fotografías que lo afirman.

Le dije a mi mamá que me quería casar, porque yo realmente lo quería. Elegí a la señora Helen porque la amo y estoy feliz de haberme casado con ella, pero yo voy a la escuela y estudio mucho. Cuando sea mayor, me voy a casar con una mujer de mi edad. ”

A pesar de tener tan solo 8 años, el hoy pequeño demuestra ser lo suficientemente maduro para asegurar que esa acción que emprendió, es algo absurdo, en cierto sentido, y que por ende de más grande quisiera estar con alguien de su edad ¡Con los pies en la tierra demuestra el pequeño!

 De este modo hacemos felices a nuestros ancestros –justificó Patience, madre del niño-.Si no lo hiciéramos algo malo le ocurriría a la familia”. Queriendo decir que lo más correcto era emprender esta acción, como prueba también de fidelidad ante los últimos deseos del abuelo del niño.

¡Qué extraña creencia la de estas personas!

Fuente del video: Gato Cenizoso

Dejar respuesta